Barquitos de aluminio

Idiomas

Share This Experiment

Experiment Category: 

Objetivo: 

Comprobar la capacidad para flotar de un barquito y una pelota de aluminio.

Material necesario: 

  • Barreño pequeño o bol grande
  • Agua
  • 20 monedas del mismo peso (p. ej., de 1 céntimo, 2 céntimos, etc.)
  • Tijeras
  • Papel de aluminio
  • Regla

Qué debes hacer y en qué debes fijarte: 

  1. Llena el barreño de agua.
  2. Con ayuda de la regla, recorta dos cuadrados de 15 cm en el papel de aluminio.
  3. Envuelve 10 monedas con uno de los cuadrados y aprieta el papel formando una pelota de papel de aluminio.
  4. Dobla los cuatro lados del segundo cuadrado en forma de barquito.
  5. Coloca 10 monedas en el barquito.
  6. Asegúrate de que cada ángulo quede bien cerrado para que no pueda colarse agua por debajo del barquito. Coloca el barquito sobre el agua del barreño.
  7. Coloca la pelota en la superficie del agua.

Qué sucede: 

Cuando dejas la pelota de aluminio en el agua, su reacción es completamente diferente a la del barquito. Aunque los dos trozos de papel de aluminio tienen el mismo peso, la pelota ocupa menos espacio que el barquito. La cantidad de agua desplazada por un objeto equivale a la fuerza que ejerce el agua empujando el objeto hacia arriba. El barquito, de mayor tamaño, desplaza más cantidad de agua que la bola y por eso crea la fuerza ascendente suficiente que le permite flotar.

Consejos para padres y profesores: 

Mida y corte dos hojas más de papel de aluminio. En una de las hojas, dibuje un barquito que tenga una forma diferente a la del original. Construya un tercer barquito con la otra hoja de aluminio. Puede construirlo en forma circular, cuadrada o rectangular. Intente también construir uno de laterales altos y otro de laterales bajos. Observe cuál de los barquitos puede contener más monedas sin que se hunda. Debería percibir una diferencia notable en la cantidad de monedas que puede llevar cada barquito antes de hundirse. Si percibe algún error en un barquito que puede corregir para aumentar su capacidad para flotar, sáquelo del agua, alise el papel, séquelo y vuelva a construir el barquito. Puede volver a utilizar el papel de aluminio continuamente si lo seca y lo manipula con cuidado. También puede utilizar objetos más pesados para colocarlos en los barcos.

Comentarios